¿Sufres de infoxicación? lee este post (si puedes) y te sentirás mejor…

¿Sufres de infoxicación? lee este post (si puedes) y te sentirás mejor…

La gente no lee, seamos realistas, el leer es ya de otra época. Así de simple.Y mucha culpa de ese declive en la lectura la tiene el exceso de información curiosamente. Reconocerlo es el primer paso: estamos infoxicados. ¿O acaso no nos limitamos a leer titulares de noticias en el mejor de los casos? Y si pueden ser compartidas en nuestro whastapp pues menos trabajo. Y más infoxicación…

Esto es producto del bombardeo de información al que estamos sometidos por todas partes. Y eso hace que vayamos con el piloto automático siempre y racionando hasta límites insospechados nuestra capacidad de asimilación de conocimientos. Señores y señoras, bienvenidos todos a la era de la infoxicación.

A partir de aquí me arriesgo a que desconectéis del post por haber recibido varios mails con información interesante de eventos, por ejemplo. O tal vez, varios whatsapp de amigos o grupos con links de noticias interesantes, curiosas o simplemente hilarantes ¿algo publicado por el Mundo Today quizás?. Bien, pues para los que sigáis conectados, os propongo una pequeña guía para sobrevivir al bombardeo de información y que podáis centrar vuestros esfuerzos en vuestros objetivos profesionales.

1.-Organicemos nuestro tiempo

“Señores, organización”. Expresión recurrente ante situaciones de descontrol, falta de organización, caos en general. Y ni que decir tiene que este tipo de situaciones no son nada interesantes a la hora de planificar nuestro tiempo. Nuestro tiempo es oro, tanto si estamos buscando empleo, tenemos gestiones comerciales que hacer o tareas de organización de varios proyectos, por poner algún ejemplo.

Si esto lo tenemos claro, debemos empezar a ser estrictos en ese sentido. Una organización coherente y teniendo claras nuestras prioridades profesionales nos ayudará y mucho. Si no tenemos muy claro cómo organizarnos o tal vez somos un poco Guadiana (hoy me organizo, mañana soy un desastre…) no está de más ir conociendo más en detalle la metodología GTD (Getting Things Done) que nos propone David Allen.

Desde tener claras las prioridades con reglas como las de los 2 minutos (si algo te va a llevar menos de ese tiempo, no lo dejes para más tarde, házlo ya) y pasos tan sencillos como capturar, procesar, organizar, revisar y, por supuesto, ejecutar veremos como nuestro día a día profesional mejora en cuanto a eficacia y resolución.

Mucha de la información que nuestros sentidos reciben al día puede ser procesada con esta metodología. Podemos hacernos preguntas tan sencillas con esas noticias recibidas como: ¿Nos es útil? ¿La necesito ya? ¿Podré necesitarla en un futuro? Según las respuestas procederemos a eliminarla de nuestro repertorio, almacenarla para consultas posteriores o usarla al momento (pej. compartirla en nuestro feed)

2.-Uso de lectores RSS

Segunda receta aconsejable seguir en nuestro tratamiento de desinfoxicación sería intentar discernir entre el grano y la paja, como se diría castizamente. Y es que debemos empezar a tener clara la información que nos interesa recibir (y puede que entonces compartir) y la que no nos aporta valor profesional.

Aquí es donde entran a jugar los lectores de RSS, unas herramientas muy prácticas para, primero crear nuestra biblioteca de temáticas y fuentes que nos interesan profesionalmente, y segundo, poder compartir esa información de forma ágil y eficiente. De esta forma estaremos optimizando nuestro tiempo profesional y generando interacción al compartir información de interés a nuestra red, por ejemplo.

Un ejemplo de cómo funcionan estos lectores os lo dejo con este vídeo explicativo de Feedly.com, probablemente el lector más potente en la actualidad.

3.-Definir una estrategia profesional con Link Canvas

Y como tercer paso, e igualmente importante, os recomiendo empezar a trabajar una estrategia de actuación en Linkedin. ¿Por qué en Linkedin, os preguntaréis? pues porque estamos delante de una red profesional, pero red social a fin de cuentas. Y sucede que si no tenemos claro para qué usarla, podemos correr el riesgo de entrar en Linkedin y continuamente gastar nuestro tiempo (precioso, recordáis) viendo perfiles interesantes o leyendo información también altamente instructiva. Pero, ¿y el tiempo para nuestros objetivos donde ha quedado?

Desde Ser Más Profesional hemos creado la herramienta Link Canvas, una metodología práctica y personalizada para saber qué hacer en Linkedin, qué herramientas utilizar, qué pretendemos lograr y con qué esfuerzo, entre otras cuestiones. Todo ello totalmente adaptado a cada profesional, entidad o empresa cara a facilitarles el uso de Linkedin para centrar sus esfuerzos en sus objetivos profesionales. Si estáis interesados en conocer un diagnóstico de cómo mejorar esas actuaciones en Linkedin os invito a que nos dejéis vuestras consultas en el siguiente enlace.

Recordad por último, que esto es un tratamiento que puede ser largo, pero efectivo. No desesperéis, desinfoxicarse es posible. Enhorabuena si habéis acabado de leer el post, es el primer paso 🙂

Gracias por estar ahí. Seguimos conectados 🙂